El mundo por la ventana


Quedan los recuerdos de la casa paterna, aquellas ventanas con persianas a través de las cuales observabas el mundo.

En las cálidas noches de verano, las ventanas abiertas y las persianas arriba me permitían observar las estrellas y el recorrido de la luna, ya de madrugada las persianas entornadas permitían prolongar esa tenue luz  del amanecer antes de que el sol lo inundara todo

Las persianas abajo ayudaban a soportar esas cálidas y densas horas de la siesta en verano, proporcionando un acogedor espacio de penumbra
En otoño me permitían  contemplar los ocasos, aprovechando los últimos rayos de sol, mientras leía e imaginaba historias sobre ese fondo de formas, luces y colores que las nubes en el cielo proporcionaban al atardecer

Largas tardes de lluvia escuchando las gotas golpeando los cristales y creando curiosas deformaciones al mirar a través de ellos

Llega el momento en que tienes que abandonar las ventanas, tomar tus sueños y caminar por el mundo

 
Pero cada vez que miro una ventana  yo se que detrás de cada una de ellas  hay un mundo, una persona que contempla el mundo y sueña
Son tristes las ventanas de las casas deshabitadas porque no ven, pero un día vieron y soñaron y quizá sus moradores tuvieron que abandonarlas para realizar sus sueños
Un día en una de esas tediosas tardes uno de mis hijos me pregunto: ¿ papá tu que hacías cuando tenias mis años?," leía y miraba el mundo por la ventana" iba a contestarle cundo me di cuenta que esta respuesta era, cuando menos extraña, al menos sin una larga explicación
Esta pregunta me hizo reflexionar sobre que diferencias había entre sus ventanas y mis ventanas infantiles


Actualmente vivo en una pequeña ciudad de la zona central de Chile, donde las casas son en su mayoría de planta baja
Las ventanas están protegidas por rejas, evidentemente la visión del mondo entre rejas es distinta, no tienen persianas,en Chile prácticamente no se ocupan, y están protegidas del exterior por cortinas siempre cerradas
Cuando las observas desde fuera se ven temerosas de que el mundo penetre por ellas y disuelva su interior 
La única ventana abierta al mundo en la casa es la televisión o el computador y estos no dan tiempo para imaginar y soñar 



Puertas y ventanas                   

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Digitalizar diapositivas

Estacionar en Chile

Digitalizar negativos B/N